Ritual para futuras mamás

El embarazo es una etapa de gran importancia para toda mujer, cuando una nueva vida crece dentro de nosotras y nuestro cuerpo se va adaptando a ella, sufriendo cambios que muchas veces nos hacen sentir verdadero pánico. "¿Todo esto volverá a su sitio?", nos preguntamos. Por eso, es fundamental cuidar nuestra piel y adaptarnos a las nuevas necesidades de ésta, para que tras la llegada del bebé todo esté bien.

shutterstock_404043316.png

Pero antes de empezar a cuidarnos, es importante que mimemos nuestra piel y la protejamos siendo conscientes de que los productos que utilizaremos son aptos para nosotras, que nuestro futuro bebé no corre ningún riesgo. Los productos Babé, de alta tolerancia cutánea, hipoalergénicos, testados dermatológicamente y sin parabenos ni aceites minerales, son perfectamente aptos para mujeres en estado de gestación, y siempre se indica en el caso de no ser así.

Ahora, ¡comencemos a cuidar y a tratar cada una de las zonas más afectadas por el embarazo de manera específica! 

Aparición de estrías: Crema antiestrías

Probablemente sea una de las peores secuelas del embarazo. Tu cuerpo cambia casi sin darte cuenta. Todo se ensancha, sobre todo tu tripa, caderas, pechos y muslos. Y esto impide que el colágeno y la elastina de tu piel se regeneren tan rápido como deberían, generando las temidas estrías. Sin embargo, en este proceso podemos ayudar a nuestro cuerpo con la Crema Antiestrías Babé, que activa la formación de colágeno, y reafirma y recupera la elasticidad de la piel. Aplícala mañana y noche durante el embarazo y tres veces al día durante el último mes, donde tu cuerpo aumentará su volumen más rápidamente. No olvides masajearte suavemente con movimientos circulares, también ocho semanas después del parto, al menos una vez al día. 

Cambios en la zona íntima - Gel de higiene íntima

Si esto es necesario en el día a día de una mujer, aún más cuando estamos embarazadas, ya que evitaremos contraer infecciones y reforzaremos la barrera natural de nuestra zona más sensible. El Gel de Higiene Íntima contiene activos antiirritantes que protegen y calman la piel, por lo que solo tendrás que aplicarlo en la zona íntima humedecida y aclarar con abundante agua. 

Grietas en el pezón - Crema cuidado del pezón 

Las grietas aparecen durante el periodo de lactancia. Para eliminarlas y aliviarlas deberemos aplicar la pomada adecuada tras cada toma del bebé, con un suave masaje para regenerar la zona y proporcionar un alivio inmediato. Sin embargo, es mejor prevenir que curar, por lo que si has decidido dar el pecho a tu bebé, lo mejor que puedes hacer es prevenir la aparición de las dichosas grietas, reforzando la elasticidad e hidratación de la zona durante el embarazo.


Piernas cansadas - Aloe 100%

Durante el embarazo se lleva a cabo en tu cuerpo un profundo cambio hormonal que es, entre otros, el causante de una sobre retención de líquidos e hinchazón de las piernas. Por eso, te recomendamos utilizar el Gel aloe 100%, que con su acción calmante mejorará la circulación de tus piernas. Aplícalo en tus piernas con un suave masaje en dirección ascendente y ponlas en alto. Pronto empezarás a notar su acción calmante. Un pequeño truco para mayor efecto, sobre todo en verano, es meter el bote en la nevera, así además tendrá acción refrescante.

Preparación de la zona perineal para el parto - Aceite regenerador rosa mosqueta

Debemos preparar el perineo para 'despertarlo', masajeándolo para conseguir mayor elasticidad y evitar posibles traumatismos perineales durante el parto. Por eso, a partir de la semana 30 del embarazo, debemos aplicarnos de 3 a 4 gotas de Aceite Babé Rosa Mosqueta en en la zona perineal, dándonos un suave masaje. 

Sabemos que una vez seamos mamás nuestro cuerpo no volverá a ser el que era, pero podemos cuidarlo y mimarlo durante el embarazo para prevenir y acelerar la recuperación, ¡ya que luego encontrar un ratito para nosotras será más difícil! Esperamos que este ritual os venga fenomenal y Babé forme parte de 9 meses fantásticos.

Gracias por dejarnos formar parte de tu vida.